Inicio Actualidad Teruel Existe anima a ciudadanos y ayuntamientos de la zona de Salud...

Teruel Existe anima a ciudadanos y ayuntamientos de la zona de Salud de Alcañiz a denunciar la pérdida de servicios

Joaquín Egea y Manolo Gimeno detallan la problemática del transporte sanitario urgente y denuncian la pérdida del servicio hospitalario a domicilio. Señalan un grave problema de gestión por la falta de profesionales sanitarios.

El senador de Teruel Existe, Joaquín Egea, y el portavoz del Movimiento ciudadano, Manolo Gimeno, han ofrecido una rueda de prensa en el Liceo alcañizano para denunciar la merma en la prestación del servicio sanitario en la zona de salud de Alcañiz, que afecta a numerosas poblaciones y alrededor de 75.000 aragoneses.

Por una parte, denuncian que es “inaceptable” que el servicio de UVI que realiza el servicio de transporte secundario desde el hospital de Alcañiz a otros hospitales no cuenta desde el mes de julio con el personal médico que requiere durante las noches, entre las 21 y las 8 horas, ni tampoco en fines de semana ni vacaciones y festivos. Manolo Gimeno ha explicado que el servicio en este periodo de tiempo lo presta personal dependiente de la empresa Acciona, mientras que el resto del horario está cubierto por personal (de medicina y enfermería ) del Salud. Recuerdan que desde el mes de diciembre pasado el comité de empresa de esta UTE ya había denunciado que con cierta frecuencia esta UVI no contaba con médico. Han detallado que los traslados de enfermos de gravedad durante las horas en las que la UVI no cuenta con médico se deben suplir activando el transporte primario, la Unidad Medicalizada de Emergencias (UME), por lo que “durante las aproximadamente cuatro horas que dura una actuación, la zona pierde también el servicio de la UME”. Afirman que desde el 8 de julio esta situación se produce de manera continuada, por lo que instan a la Consejería de Sanidad del Gobierno de Aragón a que “obligue a la empresa a la prestación del servicio con un médico”.

La falta de médicos provoca la pérdida de la atención hospitalaria a domicilio

Teruel Existe también denuncia la interrupción del servicio de hospitalización a domicilio del Hospital de Alcañiz que se estaba ofreciendo desde 2015. Han valorado que se trata de un servicio que se instauró gracias a la implicación de varios responsables sanitarios de aquel momento en el hospital alcañizano, entre los que han citado al doctor Francisco Marcilla (con experiencia en asistencia hospitalaria domiciliaria en el hospital de Tudela), Eduardo Aguilar (jefe del servicio de medicina interna) y Pedro Bono (director médico del hospital). Se puso en marcha con tres médicos y ocho enfermeras atendiendo una isocrona de 30 minutos que después se amplió a 45, “llegando a un equivalente a 20 camas hospitalarias”. Consideran que el servicio se ha demostrado “positivo y querido para enfermos y familiares” y han destacado las ventajas para los pacientes que cumplen los condicionantes para solicitarlo, en cuanto a mejoras psicológicas, de calidad de vida, bienestar, intimidad o de menor riesgo de infecciones hospitalarias. También han expuesto las ventajas para los familiares y para el propio hospital.

Manolo Gimeno ha denunciado que en el caso de Alcañiz ha sucedido “lo de siempre, la falta de profesionales sanitarios, porque ha habido una disminución progresiva del número de médicos en medicina interna del hospital de Alcañiz, de 11 en plantilla hay 4 en estos momentos”, indicando que solo para el servicio de hospitalización en domicilio se necesitan tres médicos. Esta situación ha conllevado que se haya ido disminuyendo el número de pacientes tratados de manera domiciliaria y que el personal de enfermería se haya reubicado en diferentes servicios del hospital, “dado que la asistencia domiciliaria sin médico no puede funcionar”. Ha lamentado que “si bien montar una unidad de servicio nueva cuesta mucho, desmontarla no cuesta nada, pero volverla a retomar cuesta todavía más”. Pese a todo, Gimeno ha trasladado la esperanza de que se recupere el servicio.

Por su parte, Joaquín Egea ha hecho hincapié en que se trata de un servicio recogido en la carta de servicios del hospital de Alcañiz, por lo que “no se puede quitar sin más”, sino que “deben cubrirse las plazas de los sanitarios que faltan”. En este sentido, ha aludido a los 7 médicos que han solicitado plaza en el hospital y que podrían incorporarse próximamente, demandando a la Consejería de Sanidad que se mantengan también los 4 que actualmente trabajan en el centro para completar la plantilla, “porque si no fuera así, seguiríamos teniendo una merma de cuatro médicos en el servicio”.

Egea ha lamentado que se utilicen excusas como “que la gente no quiere este servicio, cuando desde noviembre se han estado oyendo quejas por su pérdida”. “Utilizar el miedo de la gente para quitar servicios es algo contra lo que nos rebelamos nosotros y creemos que debería hacerlo también la ciudadanía y los ayuntamientos de las poblaciones afectadas en sus plenos, por la merma de servicios públicos a los ciudadanos en la mitad de la provincia: Bajo Aragón, Bajo Martín, Andorra Sierra de Arcos, Matarraña, parte del Bajo Aragón – Caspe y Maestrazgo”.

Formar más médicos MIR y contar con responsables cualificados en la gestión sanitaria

El senador de Teruel Existe ha informado que realizó una consulta a través del portal de transparencia del Gobierno de Aragón para saber cuántos médicos se forman en la comunidad autónoma. Ha expuesto que, según los datos recibidos, el año pasado terminaron la formación de medicina interna 9 médicos y que la oferta formativa de Aragón cada año es de 11, “por tanto aquí existe un problema de gestión, de prever las necesidades”. Del mismo modo, ha detallado que en el hospital de Alcañiz se forman cada año 6 médicos de atención primaria, y se ha preguntado dónde están los médicos que se forman en Aragón.

Egea ha demandado soluciones a la consejera de Sanidad, al presidente del Gobierno de Aragón y a los cuatro partidos del Gobierno de coalición para ofrecer un servicio sanitario público de calidad. El senador alcañizano ha manifestado también sus dudas en la gestión del personal del nuevo hospital de Alcañiz, “si no son capaces de gestionar éste, cómo van a poner en marcha el nuevo hospital con una UCI de ocho camas si no sabemos que intensivistas van a venir; cómo van a ofrecer tantos servicios como anuncian si no son capaces de mantener los que tenemos”.

Manolo Gimeno ha lamentado que la falta de profesionales y especialistas se agrava “desgraciadamente siempre en los lugares más pequeños”. Ha recordado que “hace muchos años que estamos advirtiendo esto, se ve que va a ocurrir. Hay 10.000 médicos que han salido de las facultades españolas y que muchos no tienen opción de hacer el MIR, porque las plazas son limitadas. Ha pedido que si hay demanda de médicos de especialidades distintas en el país, que se establezca con criterio lógico la demanda por especialidades y se formen. «No puede ser que esos médicos no puedan trabajar en la sanidad pública porque no tienen formación de MIR. Es un problema de gestión”, ha zanjado. Además, ha incidido en que el sistema de Salud necesita tener profesionales de la gestión sanitaria al frente, “no puede ser que los responsables máximos no tengan cualificación en gestión sanitaria. Esto funciona gracias a la gran profesionalidad que demuestran los profesionales sanitarios”.


- Te recomendamos -