Inicio teruel La pintora turolense Quinita Fogué reflexiona sobre su trayectoria artística en la...

La pintora turolense Quinita Fogué reflexiona sobre su trayectoria artística en la exposición ‘El álbum de la memoria’

TERUEL, 21 (EUROPA PRESS)

La pintora turolense Quinita Fogué reflexiona sobre su trayectoria artística en la exposición ‘El álbum de la memoria’, que se ha inaugurado este miércoles en el Museo de Teruel y se podrá visitar hasta el próximo 2 de febrero de 2023.

La colección reúne una treintena de obras de Fogué fechadas entre 1985 y 2022 que constituyen un repaso por las distintas etapas de laartista a lo largo de su trayectoria.

El director del Museo de Teruel, Jaime Vicente, ha presentado la exposición este miércoles en rueda de prensa, acompañado por la artista Quinita Fogué, el diputado de Cultura de la Diputación deTeruel, Diego Piñeiro, y la comisaria de la muestra, Desirée Orús.

En su intervención, el diputado ha agradecido a esta artista turolense por exponer por primera vez en el Museo de Teruel, una institución, que ha dicho Piñero, sigue abriendo sus puertas a los artistas de la provincia y que pretende ser la casa de todo artista tanto consagrado como novel.

Piñeiro ha señalado que el ‘El álbum de la memoria’ constituye la quinta y última exposición de este año. “Cerramos el año con un balance muy positivo, seguimos con una línea ascendente devisitantes, poniendo al Museo de Teruel en la vanguardia y como referente cultural no solo en Aragón sino también traspasando fronteras”, ha subrayado el diputado añadiendo que las expectativas para 2023 son “muy positivas”.

VENTANA DE SU CASA

Por su parte, la autora de la muestra ha explicado que cuando era pequeña a través de la ventana de su casa “veía a todo el mundo, soñaba con pintar y escribir”, una etapa en la que Fogué ha señalado que “tejía” sus sueños.

“Yo siempre he sabido de donde venía y a donde iba”, ha destacado la artista turolense indicando que no procede de “una familia de pintores ni escultores sino más bien de gente rural en un pueblo de Bañón”. Unos recuerdos que ha plasmado en el espacio de la exposición ‘Autorretrato’ en el que ha estado trabajando durante dos días en el Museo de Teruel.

La comisaria de la muestra, Desirée Orús, ha explicado que la exposición está constituida “desde un punto de vista pictórico”, ya que Fogué es una “artista polifacética” que también ha trabajado sobre otros soportes.

RECUERDOS

En esta recorrido expositivo, la artista se ha basado en los recuerdos y lugares que han quedado impresos y reflejados en su trabajo para seleccionar las obras más relevantes de las distintas series que ha elaborado en estos 37 años como pintora.

La muestra comienza situando al observador en 1985 con una pintura en la que ya aparecen los elementos que irá desarrollando la turolense en sus posteriores creaciones, como la reinterpretacióndel paisaje, la geometría, las texturas y el color.

Con la entrada de la década de los 90, el trabajo de Fogué muestra una pintura abstracta de marcado acento gestual y una progresiva introducción de texturas elaboradas por medio de pigmentos naturales. Además, en sus composiciones el paisaje adquiere protagonismo, con colores amarillos, pardos y rojizos, que reflejan su visión de las tierras turolenses.

El concepto del viaje como experiencia llega a su pintura, especialmente, a partir del año 2000, cuando comienza a elaborar construcciones de las que sobresalen composiciones, en las que destacan elementos como las puertas o las ventanas. Además, en este mismo periodo, Fogué comienza el proceso de introducción de otros materiales como el papel, las telas, los trozos de cerámica o la lana.

Con la aparición de la figura en su proyecto artístico, en la primera década del siglo XXI, la pintora comenzó un periodo en el que trasladó su propia imagen a la obra para plantear una reflexión acerca del espacio íntimo y la realidad exterior.

En este sentido, en la sección ‘Autorretrato’, la artista aporta su visión del mundo desde una perspectiva íntima ligada a su localidad natal, Bañón, y en la que incluye su propia definición de sí misma: ‘Tejer los sueños. Color, papel, árboles sin hojas. Pincel, sombrero, ventanas donde ver el mundo, llevando la tierra entre los pies’.

Además de su recorrido como pintora, Fogué ha trabajado sobre otros tipos de soportes y técnicas, practicando disciplinas como el grabado, la escultura, los libros de autor o las intervenciones en el espacio.

UNA ARTISTA HECHA A SÍ MISMA

La comisaria de la exposición, Desirée Orús, ha descrito a Quinita Fogué como “una pintora hecha a sí misma, inquieta de conocimientos y en constante aprendizaje”, y que persigue” un impulso creativo que la lleva desde estímulos del pasado al presente más vital”.

En la Comarca del Jiloca se pueden disfrutar de obras de la bañonera como pinturas al óleo en el interior de la capilla del Santo Cristo, en Bañón, y óleo en la iglesia de San Juan Bautista, en la misma localidad turolense.

Además, en la pinacoteca del Centro de Estudios del Jiloca (CEJ) se expone ‘Carnaval’ de 2013, y el Museo del Azafrán de Monreal del Campo cuenta con una exposición permanente de la artista.


- Te recomendamos -